Las renovables, sector económico estratégico


La crisis que padecemos podría ser una oportunidad para redefinir las relaciones entre la economía y las personas, para sustituir los usos caducos por unos más humanos, para privar de su poder a las multinacionales que deciden sobre nuestras vidas sin responder por ello ante nadie. Sectores económicos que ya se han agotado o que se han sobredimensionado deben dar paso a otros emergentes, más basados en el conocimiento y la eficiencia, respetuosos con el medioambiente y, sobre todo, con las personas.

En ese sentido, el desarrollo de las energías limpias debe ser una obligación moral de la humanidad ... y una oportunidad para las naciones que sepan articular en torno a ellas, un tejido empresarial y de investigación y conocimiento que pueda reducir costes y exportar sus logros.

Con frecuencia miro a los países nórdicos en diferentes ámbitos, como el educativo, el de la administración pública o el del civismo, pero en esta ocasión también lo hago admirando su capacidad para generar riqueza económica a partir de las energías limpias.

Lo que para algunos es una carga que puede llegar a lastrar sus economías, esto es, las primas a las renovables que hacen aumentar la intensidad energética del país (por encarecer el coste de la energía) es para otros una fuente de oportunidades para generar no sólo empleo de calidad, sino también riqueza nacional.

¿No era esta la crisis en la que se redefiniría el capitalismo, se avanzaría hacia modelos más sostenibles y civilizados y se modificarían los valores presentes en las relaciones económicas?

Pues aquí tenemos una oportunidad clara, si se cuenta con talento y espíritu emprendedor.

España posee empresas y conocimiento en los sectores eólico y solar que la sitúan en una posición mundial de cabeza. Es bueno recordarlo. Sin embargo la mayor parte de estos sectores y muy particularmente el solar, están creciendo al calor de las primas dentro de nuestras fronteras.

Dinamarca fue un país pionero en el desarrollo eólico, lo cual ha llevado a esta pequeña nación a fabricar casi la mitad de los aerogeneradores que se instalan en el mundo. Esta potencia exportadora de tecnología y conocimiento, implica que más del 7 % de los ingresos por exportaciones del país, se deban a la eólica. Su potencia instalada también es considerable (más de 3.000 MW) y les aporta más del 20 % de su electricidad y el crecimiento de la facturación bruta anual del sector eólico, continua, con incrementos espectaculares como el del 2008 del 29 % y del 20 % en las exportaciones.

En términos de empleo sus cifras también son envidiables, con aumentos del 20 % anual hasta la llegada de la crisis, que arrojan más de 30.000 empleos (sólo el sector eólico) para un país de poco más de 5 millones.

Esta actividad se refleja en su continua exploración de nuevos campos e investigación, y así se convirtieron en los primeros en construir en 1991 un parque eólico marino, en el mar Báltico, con 11 molinos, camino que les ha conducido en 2002 a la inauguración del parque de Horns Rev, el más grande del mundo, con 80 aerogeneradores y una potencia de 160 MW.

Estas investigaciones marinas están requiriendo importantes inversiones económicas, pero la producción de electricidad es más estable y un 20% superior a la energía eólica terrestre. El de las instalaciones marinas es un campo con posibilidades de desarrollo inmensas.

En palabras del ministro de Energía de Dinamarca –que exista tal ministerio ya nos da una idea de la importancia que le dan al tema-, Flemmin Hansen, "los parques marinos representan el futuro de la energía eólica" y, aunque estas instalaciones son más caras que los parques terrestres, deberían tener prioridad debido a su menor impacto visual”.

Esta apuesta por las energía limpias tiene otras consecuencias económicas interesantísimas, como el impulso que le están dando a la comercialización de coches eléctricos, otro sector económico notable. Así, Better Place Dinamarca comercializará en los próximos años, vehículos eléctricos que ofrecen el mismo comportamiento en carretera que los vehículos de combustión, pero sin casi emisiones de CO2, si la electricidad proviene de fuentes limpias.

Gestión de las puntas de producción

Cuando el consumo de electricidad en Dinamarca es muy bajo y hay mucho viento, la red debe exportar esa energía, y venden muy barata esa electricidad a sus vecinos. En algunas ocasiones la han llegado a regalar. Si Dinamarca incorpora un número suficiente de estaciones de recarga de baterías para coches, pueden utilizarlas para almacenar la energía excedente durante esas situaciones. Eólica y coches eléctricos forman una muy buena combinación.

En España el sector es importante pero se enfrenta a problemas de diversa índole que le impiden desarrollarse como sería deseable, siendo de destacable también en este ámbito la oposición de ciertos grupúsculos de ecoextremistas, que como es habitual se comportan como talibanes verdes iletrados, que protestan por los enclaves eólicos terrestres y no digamos marinos. Estos grupos y un gobierno que no tiene muy claro estos asuntos son el principal escollo para hacer del sector de energías renovables en su conjunto, motor de la economía española.

Saludos.
La energía más limpia es la que no se consume.

10 comentarios:

Amigo de la Dialéctica dijo...

Hola amigo Helios:

Bien lo dices, aquí tenemos una oportunidad clara, si se cuenta con talento y espíritu emprendedor.

Pero por parte de nuestros responsables políticos e institucionales estas apuestas dan miedo, pues no saben gestionar, como le digo a nuestro Innopolis en su bitácora, recursos humanos; no saben sacar lo mejor de las personas, no saben trabajar en equipo, no saben definir prioridades, no saben primar la eficacia, ni la diligencia; ellos sólo priman la incompetencia al meter "a dedo" a sus amigos y conocidos en las jefaturas y en los puestos de "liderazgo". Luego se quejarán, allí dónde no hay cabeza no puede haber productividad, ni creatividad, ni logros.

Gracias por tus aportaciones en mi bitácora. Es muy positivo que vayamos definiendo cómo ser más constructivos y hacer que nuestras ideas tomen cuerpo y sean tenidas en cuenta.

Recibe un muy fuerte abrazote amigo.

Anónimo dijo...

Para que estas tecnologías emergentes tomen cuerpo y produzcan riqueza es cierto que hece falta algo de apoyo del gobierno, pero lo más importante es tener empresas capaces de generar conocimiento tecnológico exportable.

Jose dijo...

No veo claro que se favorezca al nuevo modelo energético haciéndolo depender también de los resultados económicos.

El cambio a estas nuevas fuentes se debe hacer sobre todo porque son más respetuosas

Helios dijo...

Amigo dialéctico, aportas una de las claves, ¿tenemos a los mejores en cada puesto? O incluso ¿un cambio de modelo como el que debería avecinarse puede llevarse a cabo con la estructura de líderes que tenemos?

En mi opinión, no. Muchos de los que están en tareas de alta responsabilidad poseen talento y entrega, otros no, e impiden que se avance, por acción u omisión.

Anónimo es cierto que en nuestro tejido empresarial no se cuenta con el dinamismo, pero observa que tal vez el sector eólico, precisamente, sea de los más dinámicos.

José, sí es preciso que el proceso de cambio sea económicamente viable, si no la población no lo apoyará y no se producirá a tiempo.

Saludos

Amigo de la Dialéctica dijo...

Hola amig@s:

Sigamos hablando de Altos Cargos y puestos de libre designación en la Junta de Extremadura.-

Es una lástima que nos tengamos que enterar por la prensa de una información que debería ser pública y accesible a todos los ciudadanos de una forma rápida. Los altos cargos son 86, a los que hay sumar los 272 de libre designación y los 42 asesores. En total, 400.

A razón de 400 políticos que son altos cargos o puestos de libre designación, la reducción del 30 por ciento -anunciada por Guillermo Fernández Vara- supone un total de 120 nóminas menos, o lo que es lo mismo, ahorro de 40 puestos por año.

Para los sindicatos, así nos lo dice CSI-F, son "numerosos altos cargos" los que "sobran" en la Junta, así como "asesores nombrados a dedo, con sueldos medios que triplican los de cualquier funcionarios, y que oscilan entre los 80.000 los 60.000 euros". Se trata de cifras que en algunos casos cuadruplican el salario del "grueso de la función pública, compuesto por trabajadores de los grupos E y D que no llegan, ni tan siquiera, a ser mileuristas".

120 x 60.000 euros = 7.200.000 euros.

A esta cantidad hay que sumarle también los gastos que dejarían de generar relativos a cotización a la seguridad social, coche oficial, chofer, dietas, etc...

O sea, tirando por lo bajo 15 millones de euros.

Algunos dirán que me quedo corto y otros dirán que me paso en la cuantía, ello tiene una fácil solución: publíquese esta información de una forma detallada y accesible para la ciudadanía, pues al pueblo soberano no nos gusta que nos oculten la información ni que se nos mienta.

Recibid un muy fuerte abrazote amig@s.

Anónimo dijo...

Los daneses son el ejemplo, pero no perdáis de vista a los chinos que van dando fuerte.

Carlos Méndez dijo...

Los lugares mas delicados para el cambio climatico:


http://www.100places.com/en/the100places0/

Helios dijo...

En efecto no hay que perder a China, que se ha comprometido a reducir sus emisiones (o "contenerlas") sin renunciar a la quema de carbón ... mejorando su eficiencia. Están entrando de lleno en la industria eólica y ya han penetrado en la fotovoltaica, fabricando incluso paneles para marcas europeas.

Carlos muy bien utilizado el término: "cambio climático". Ese es el concepto y no el desafortunado e impreciso "calentamiento global".

Saludos

Amigo de la Dialéctica dijo...

Como le digo a nuestro Innopolis, a continuación te dejo una interesante iniciativa que haría posible las alternativas que nos propones.-

Quiero que Carlos Berzosa (rector de la UCM) sea Ministro de Economía .

Carlos Berzosa Alonso-Martínez, nacido en Madrid en 1945 es Catedrático de Economía Aplicada y rector de la Universidad Complutense de Madrid desde el 23 de junio de 2003, tras ser Decano los catorce años anteriores de la Facultad de Ciencias Económicas y Empresariales de dicha Universidad. En los cuatro años previos a su elección como Rector había sido miembro de la Junta de Gobierno y del Consejo Social en representación del profesorado. También había sido director del Departamento de Economía Aplicada I.

Colaboró en varios medios de comunicación, formando parte del consejo editorial del diario El Sol, en temas económicos de los servicios informativos de la Cadena Ser, tertuliano comentarista en Onda Cero y colaborador en el semanario El Siglo. También es presidente de la Fundación General de la UCM, presidente de la Red Española de Bibliotecas Universitarias (REBIUN), miembro del consejo de redacción de la Revista de Economía Mundial(REM) y director de la publicación Revista de Economía Crítica.

En las elecciones generales de España de 2008 formó parte de la Plataforma de Apoyo a Zapatero, con el objetivo de apoyar a José Luis Rodríguez Zapatero.

Quiero que Carlos Berzosa (rector de la UCM) sea Ministro de Economía .

Helios dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.